El papel es uno de los mayores gastos de una oficina. Además muchas veces no solo se gasta sino que se malgasta, suponiendo un buen pico de nuestro presupuesto dedicado a material de oficina al mes. ¿Quieres algunos trucos para aminorar tu gasto de papel en la oficina? Te damos unos cuantos consejos.

Cómo ahorrar papel en la oficina. Consejos prácticos

1.Intenta sustituir el correo convencional por el correo electrónico, el teléfono o la Intranet. En la medida de lo posible llévalo a cabo, verás la cantidad de folios, sobres y sellos que ahorras. Deja el correo de toda la vida para cosas importantes.

2. No tires ningún folio “en sucio”. Deja un espacio en la impresora para los folios que salen mal impresos, pon bandejas en cada una de las mesas de los oficinistas y aprovecha los cartas por detrás que ya no sirven, los folios que han salido mal de la impresora o la fotocopiadora, etc. Te servirán para pequeñas tareas cotidianas como apuntar teléfonos, notas, direcciones…

3.Imprime con letra más pequeña. Además de ahorrar papel, ahorrarás en tinta.

4.Utiliza siempre que puedas el papel por las dos caras.

5.Si vas a imprimir de Internet, adapta el documento a word utilizando la letra más pequeña, eliminando los espacios en blanco , etc.

6.Da una charla a tus trabajadores y predica con el ejemplo. De nada servirá tu esfuerzo si tus trabajadores no hacen lo mismo. Dale unas pautas impresas a seguir y coméntales lo importante que es que se baje el consumo de papel para la economía de la empresa.

7.Compara precios antes de comprar el papel. Hay muchas papelerías y establecimientos de material de oficina que hacen descuentos y ofertas si te llevas grandes cantidades.

8.Por último no te olvides de llevar los folios que ya no utilizas  al contenedor de reciclado de papel.

Deja un comentario